Fumar marihuana tiene diversos riesgos que por norma general la sociedad suele obviar. Uno de estos riesgos es sufrir un brote psicótico por consumo elevado, conocido cómo Psicosis Cannábica. En este post vamos a contarte todo sobre ello. 

Psicosis Cannábica: ¿Cuáles son sus efectos?

Normalmente, el consumo de cannabis se ve cómo algo poco peligroso e incluso que es imposible que llegue a generar una adicción, pero este pensamiento está muy alejado de la realidad. 

El consumo de cannabis puede traer graves consecuencias en la vida y en la salud de quien consume, ya que al fin y al cabo no deja de ser una droga que puede generar una adicción

Si el consumo de cannabis se vuelve problemático, aumenta el riesgo de sufrir una psicosis  tóxica. Diversos estudios han demostrado que el consumo muy prolongado y con dosis altas de cannabis puede provocar problemas psiquiátricos cómo la psicosis cannábica. 

La psicosis cannábica se caracteriza por episodios de alucinaciones y delirios graves, que suelen ser agudos pero tienen un final en el tiempo. Se trata de algo poco común, pero que necesita de un tratamiento personalizado para evitar que estos episodios pasajeros se repitan

Las personas con una cierta predisposición genética a sufrir problemas de paranoia o psicosis tienen una probabilidad mucho más alta de llegar a sufrir una psicosis por cannabis. Además, también es importante resaltar que el consumo de cannabis puede agravar otro tipo de problemas psicóticos que la persona pudiese tener con anterioridad.

Efectos del consumo de cannabis

Además del riesgo de sufrir un brote psicótico, el consumo prolongado de cannabis tiene otros efectos que es importante resaltar: 

  • Adicción: En contra de lo que se suele pensar habitualmente, el consumo excesivo y prolongado puede llegar a provocar una adicción. La marihuana tiene un alto potencial adictivo y puede afectar negativamente a las personas más vulnerables a desarrollar esta enfermedad.
  • Ansiedad y depresión: El consumo de cannabis en jóvenes es un problema social muy grave. El cerebro adolescente no está desarrollado completamente y el cannabis afecta a su correcta evolución, pudiendo aparecer problemas psicológicos cómo la ansiedad o la depresión.
  • Problemas de memoria: El consumo de cannabis a largo plazo afecta al correcto funcionamiento del cerebro. Consumir cannabis puede provocar la aparición de problemas de concentración y pérdidas de memoria. 
  • Enfermedades a largo plazo: El consumo de cannabis se realiza por vía respiratoria, y pueden aparecer problemas relacionados con el humo del acto de fumar, cómo cáncer de pulmón o problemas cardiovasculares. 
  • Síndrome amotivacional del cannabis: Este problema surge tanto en fumadores jóvenes cómo adultos. El síndrome amotivacional del cannabis hace referencia a la pérdida de interés por aquellas actividades que antes de iniciar el consumo provocaban satisfacción o placer. 

Tratamiento de adicción al cannabis

Cómo cualquier otra adicción, la adicción al cannabis debe ser tratada por profesionales para ser superada. Es importante recalcar que las adicciones son una enfermedad que no tiene cura, pero que con ayuda profesional se puede aprender a convivir con ella siguiendo una vida sana.

Intentar superar esta enfermedad sin ayuda puede agravar la enfermedad. Se debe aprender a hacer frente a las recaídas y al síndrome de abstinencia de la mejor forma para lograr identificar factores de riesgo y evitarlos. 

En Tibbon, somos expertos en el tratamiento de adicciones y podemos ayudarte con tu adicción al cannabis. Consulta con nosotros sin compromiso y recibe ayuda especializada. La primera consulta es gratuita

¿Te ha gustado el artículo?
Psicosis Cannábica

Suscríbete. Déjanos tu email y recibe contenido genial cada mes


¡Exprésate! Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad

0 Comentarios

Llamar ahora