Muchas veces escuchamos referencias a ciertas adicciones que pueden parecernos irreales, al no tratarse de sustancias que alteran el funcionamiento normal de nuestro cuerpo. Pero, las adicciones comportamentales existen y las personas que las sufren necesitan la misma ayuda que si se tratase de cualquier otra adicción. En este post vamos a hablarte sobre la adicción a la pornografía. 

 

Adicción a la pornografia: ¿Es real?

Puede que la adicción a la pornografía pueda sonarte a algo irreal, pero la verdad es que es una enfermedad que afecta a más personas de las que puedas imaginarte. 

Normalmente se suele pensar que las adicciones necesariamente deben estar ligadas a una sustancia, que provoca efectos de alteración en el cuerpo y la mente, pero no siempre es así. La adicción a la pornografía está dentro del grupo de las adicciones comportamentales, que son aquellas conductas que se vuelven compulsivas y que acaban afectando a la vida diaria del individuo. 

La adicción a la pornografía está muy ligada a la adicción al sexo, de la cual ya te hablamos en este artículo. Los patrones de actuación y las consecuencias de los mismos son muy parecidas. 

La adicción a la pornografía se ha puesto de manifiesto con la llegada y auge de las nuevas tecnologías. La facilidad de acceso al contenido a través de internet, el anonimato y el fácil acceso a una conexión a internet existentes hoy en día, son factores que fomentan esta conducta. 

Su detección es complicada, ya que existen pocos estudios que determinen una evaluación fiable para elaborar un diagnóstico acertado. No hay nada oficial en cuanto al comportamiento adictivo al sexo en internet, pero los patrones responden a una adicción comportamental cómo la adicción a las compras o la ludopatía. 

 

Consecuencias de la adicción a la pornografía

Es erróneo pensar que al tratarse de una adicción sin sustancia, esta enfermedad no tendrá consecuencias sobre el individuo. Cualquier adicción puede provocar problemas tanto psíquicos cómo fisiológicos sobre la persona que la sufre, y entre las consecuencias de la adicción a la pornografía podemos encontrar: 

  • Ansiedad y/o depresión: Es común entre las personas adictas a la pornografía, presentar un cuadro de ansiedad o depresión provocado por la propia conducta compulsiva. 
  • Falta de concentración que deriva en problemas laborales o académicos: Los pensamientos sobre realizar la conducta compulsiva que provoca la adicción son recurrentes, lo cual disminuye la concentración y el interés por otras actividades que antes de la aparición del problema, resultaban placenteras y enriquecedoras. 
  • Riesgo de caer en el consumo de sustancias: La ansiedad y la depresión que puede provocar la adicción, puede llevar al individuo a consumir sustancias que le haga evadirse de la realidad de su problema, lo cual podría desembocar en otra nueva adicción. 
  • Daños en las relaciones sociales y de pareja: El adicto a la pornografía sólo piensa en consumir este contenido. Esto puede hacer que descuide sus relaciones sociales y de pareja, y éstas acaben viéndose afectadas por la adicción.
  • Problemas de autoestima.

 

 

Supera tu adicción con Tibbon

Es muy importante que para minimizar el daño que puede provocar la adicción en el individuo, detectemos a tiempo el problema y se le ofrezca la ayuda que necesita. 

Superar una adicción sin ayuda es una tarea muy complicada y en muchos casos puede volverse imposible o incluso agravar el problema. Los terapeutas acreditados para ello, son la mejor ayuda que podrás encontrar. Con ellos podrás reconducir tu adicción y recuperar tu vida. 

En Tibbon somos especialistas en el tratamiento de las adicciones y sabremos guiarte por el camino correcto para superar tu adicción. Con nuestro tratamiento integral conseguirás recuperar tu vida al 100% sin recaídas. 

Pide cita ya. La primera consulta es gratuita

¿Te ha gustado el artículo?
Adicción a la pornografía

Suscríbete. Déjanos tu email y recibe contenido genial cada mes


¡Exprésate! Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad

0 Comentarios

Llamar ahora